20 de septiembre de 2019

Una nueva trampa capturará a mosquitos transmisores de enfermedades

Los mosquitos transmisores de enfermedades tienen sus días contados. Científicos del proyecto europeo VECTRACK están trabajando para construir una trampa basada en el aprendizaje automático. El «cepo» será controlado por satélite para atraer a los insectos. De esta forma, disminuirá el riesgo de transmisión de las enfermedades que portan.

En el equipo de trabajo de VECTRACK hay distintas instituciones internacionales, entre ellas el Instituto de Investigación y Tecnología Agroalimentarias de Cataluña (IRTA). Este jueves,  ITRA ha expuesto ciertos detalles de la investigación. Por ejemplo, ha contado cómo recogerán la información compleja de los mosquitos que capturen.

Los expertos también han explicado que cada vez que detectan un arbovirosis (virus similar al dengue y el zika, transmitidos todos por insectos) se ponen en marcha protocolos de vigilancia extrema. El fin de estos protocolos es evitar que el paciente afectado contagie a tras personas. El problema, es que estas tareas de inspección y control, que se han vuelto a activar recientemente por la aparición del segundo caso de dengue autóctono en Cataluña, requieren mucho tiempo para obtener una información de verdadera calidad. 

Los sensores que está desarrollando el proyecto VECTRACK serán capaces de distinguir especie, sexo y edad de los mosquitos transmisores. Estos aparatos conocerán todo sobre los insectos,  incluso la forma de su cuerpo, su frecuencia de vuelo o la temperatura del ambiente en el que viven. Así, se recogerá un gran nivel de información válida y de forma mucho más eficaz.

El desarrollo del proyecto comenzará este otoño en el Centro de Investigación en Sanidad Animal. En los laboratorios de este centro, los sensores serán calibrados y configurados. Se pretende que las primeras pruebas piloto de los aparatos se ejecuten en la primavera de 2020.

Tomás Montalvo, investigador del Centro de Investigación Biomédica en Red (CIBER) y responsable del Programa de vigilancia y control de mosquitos de Barcelona, ha explicado que los sensores reducirán el tiempo de reacción en las intervenciones de control. El científico también ha destacado la importancia de la rapidez en el control de este tipo de enfermedades, debida a la necesidad de reducir los riesgos de transmisión. Por todo ello, los sensores del proyecto VECTRACK significarán un importante avance.

 

 

Fuente: EFE

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , ,