Etosha, la gran llanura blanca

El parque nacional de Etosha, al norte de Namibia, es uno de más grandes y espectaculares del mundo. Una vasta planicie conforma uno de los hábitats más hostiles y extremos del planeta. Centenares de especies deambulan por Etosha en una continua migración en busca de alimento y, sobre todo, del más vital y escaso de los elementos en la región, el agua. En torno a las charcas y manantiales se aglomeran los herbívoros mientras los grandes depredadores africanos esperan pacientes el menor descuido para abalanzarse sobre sus presas. En la gran llanura blanca solo los más fuertes y rápidos sobrevivirán al próximo amanecer.

compártelo en: