Rocket Fuel

El fantasma del bosque

En la península ibérica aún hay seres legendarios que habitan bosques frondosos. Uno de ellos es un espíritu libre con el viento como fiel aliado. Es el azor o el halcón fantasma. Sus increíbles sentidos, su paciencia y sus elaboradas tácticas le permiten dar caza a un amplio rango de presas sobre las que cae como una sombra espectral. Sus alas cortas y robustas, y su larga cola, le ayudan a batir con fuerza entre las ramas y esquivar obstáculos a más de 200 kilómetros por hora. Persistente y fulminante en el cuerpo a cuerpo, el azor manda en el bosque.

compártelo en: